sábado, junio 15, 2024
Actualidad

17 años después, Farc reconoce su responsabilidad en la masacre de nueve concejales de Rivera, Huila

En carta remitida hoy (27 de febrero de 2023) a María Valencia Gaitán, directora del Centro Nacional de Memoria Histórica, los firmantes del Acuerdo de Paz, todos integrantes del antiguo Secretariado de las extintas Farc, reconocieron su responsabilidad en la masacre de los 9 concejales del municipio de Rivera, hecho registrado 27 de febrero de 2006.

Marcha de la luz que se realiza cada año en conmemoración de los 9 concejales víctimas de la masacre del municipio de Rivera Huila.

En la misiva se responsabilizan por las irreparables afectaciones causadas a las familias de las víctimas mortales y a todos los pobladores de Rivera, al tiempo que anuncian el reinicio del fallido proceso de esclarecimiento y reconocimiento de los hechos, truncado por los “insuficientes” aportes a la verdad por parte de los exmiembros de la guerrilla.

“Queremos reiterar nuestro deseo de restablecer el proceso de reconocimiento de responsabilidades, ofrecerles los resultados de nuestra investigación que arrojará respuestas a tantos interrogantes y aportes a la verdad que ustedes, las víctimas, necesitan”, dice la misiva.

La carta finaliza con el compromiso de trabajar en la búsqueda de la verdad hasta lograr el resarcimiento y la reparación como derecho.

“Con las víctimas de Rivera estamos en deuda, pero pueden estar seguros de que tenemos la voluntad de restablecer su dignidad y sabemos que para que ello ocurra tenemos que dar las respuestas sobre ¿quién dio la orden?, ¿por qué, cómo se planeó y si hubo participación de terceros y muchas otras que surjan en el proceso. No descansaremos hasta lograr por parte del Estado colombiano el resarcimiento y reparación como derecho”. Finaliza la carta.

Carta entregada por el Bloque sur de las FARC al Centro Nacional de Memoria Histórica hoy 27 de febrero tras cumplirse 17 años de la masacre de 9 concejales del municipio de Rivera Huila.

Martha Aguirre, directora de la Fundación Sonrisas de Colores, quien ha servido de interlocutora entre las extintas Farc y las víctimas, celebró la comunicación y anunció que se reunirá con las víctimas para establecer la posibilidad de un nuevo acercamiento.

El siguiente es el texto completo de la misiva:

Nada ni nadie será olvidado
In memoriam de Jaime Andrés Perdomo Losada,
Moisés Ortiz Cabrera, Arfail Arias,
Luis Ernesto Ibarra Ramírez, Octavio Escobar Gónzalez,
Aníbal Azuero Paredes, Desiderio Suárez,
Sélfides Miguel Fernández y Héctor Iván Tovar

El 27 de febrero de 2006 una unidad perteneciente al extinto Bloque Sur de las FARC-EP cometió un execrable crimen contra los Concejales de Rivera en el Huila. Fue un plan premeditado, para el cual se reunió información que determinó el lugar de la masacre, los medios y los guerrilleros que lo ejecutarían. Por desgracia, el plan se llevó a cabo y fueron asesinados nueve de los Concejales, quedando heridos Gloria Ortiz, Saúl Rojas y Gil Trujillo.

Hoy, los firmantes del Acuerdo de Paz, el antiguo Secretariado y el desaparecido Bloque Sur, reconocemos la responsabilidad por la masacre de los Concejales de Rivera. Reconocemos el daño irreparable causado a sus familias, especialmente a sus esposas y a sus hijos e hijas, quienes perdieron el sustento económico y sobre todo el amor y compañía de un ser entrañable. Las esposas, en soledad y en medio de las terribles condiciones del país, sin oportunidades, tuvieron que hacerse cargo de las familias. Lo hijos e hijas crecieron sin el referente paterno, sin su apoyo, sin el afecto, con ese enorme vacío imposible de reemplazar.

Reconocemos las afectaciones a la población de Rivera quienes habían depositado en los Concejales su confianza política y creían firmemente en el proceso constituyente iniciado por estos valerosos servidores públicos. Reconocemos el dolor inmenso causado en ese momento y durante estos 17 años de sacrificio.

Con las víctimas de la masacre de Rivera iniciamos un proceso de esclarecimiento y reconocimiento de los hechos, desafortunadamente no logramos avanzar, consideramos, ante la justa apreciación de las víctimas de que nuestros aportes no han sido satisfactorios. Sin embargo, trabajamos en la investigación de los hechos y para tener al tanto a las familias, hemos tenido contacto con la Fundación Sonrisas de Colores y su presidenta Martha Aguirre, e intentado comunicación con la Corporación Continuar y su representante Lucena Ibarra.

Queremos reiterar nuestro deseo de restablecer el proceso de reconocimiento de responsabilidades, ofrecerles los resultados de nuestra investigación que arrojará respuestas a tantos interrogantes y aportes a la verdad que ustedes, las víctimas, necesitan.
Los y las firmantes del Acuerdo de Paz estamos empeñados en resarcir el daño causado por nuestras acciones en el marco de la guerra. Con las víctimas de Rivera estamos en deuda, pero pueden estar seguros de que tenemos la voluntad de restablecer su dignidad y sabemos que para que ello ocurra tenemos que dar las respuestas sobre ¿quién dio la orden, por qué?, ¿cómo se planeó y si hubo participación de terceros? Y muchas otras que surjan en el proceso. No descansaremos hasta lograr por parte del Estado colombiano el resarcimiento y reparación como derecho.

Rodrigo Londoño Echeverry
Julián Gallo
Pablo Catatumbo Torres Victoria
Pastor Alape Lascarro
Milton de Jesús Toncel
Rodrigo Granda
Jaime Alberto Parra

Bogotá 27 de febrero de 2023

Germán Hernández Vera
El principal temor de los corruptos es el periodismo imparcial.